Noticias

 

Una histórica reunión tuvo lugar el martes 18 en Valparaíso, a la que concurrieron la Gran Maestra de la  Gran Logia Femenina de Chile, Adriana Aninat Condon, y el Gran Maestro de la Gran Logia de Chile, Sebastián Jans Pérez, para ser testigos de la manifestación del compromiso del Consejo de Venerables Maestros de la Jurisdicción de Valparaíso, de trabajar activamente para desarrollar la Masonería de la Mujer en la realidad comunal de ciudad cuna de la Masonería chilena. A la reunión también asistió el consejero de la GLCH, Alfonso García Vega.

Ante las máximas autoridades masónicas de las Grandes Logias, el Consejo de Venerables Maestros de las logias de la jurisdicción de la GLCH se plantearon el objetivo de que el desarrollo masónico de la mujer adquiera una gran presencia, poniendo sus tres casas masónicas a disposición de esos objetivos: el histórico Club Central, el templo de Santos Ossa y la novel casa de Placilla, donde la próxima semana comenzará a funcionar la primera logia fuera del radio urbano de la ciudad.

A la reunión asistieron también representantes de la masonería femenina de la Región, que está radicada en Viña del Mar y Quilpué. Diferentes dificultades han impedido hasta ahora contar con logias femeninas en el espacio comunal de Valparaíso, lo que ha sido asumido como un desafío del nuevo Consejo de Venerables Maestros o presidentes de las 10 logias, las que tendrán su undécimo integrante a partir de la semana venidera.