Noticias

Gracias al aporte de Logias de todo el país, tres comunidades del interior de Calama restablecieron las comunicaciones de sus estaciones de radio. La noticia fue destacada por el diario El Mercurio de Calama.

La solidaridad de las logias de la región de Antofagasta, para con los afectados por las inclemencias climáticas del invierno altiplánico, ha quedado nuevamente de manifiesto con los beneficios entregados por  el Centro Cultural Rio Loa y la Liga Protectora de Estudiantes (pertenecientes a las logias “Espíritu Fraterna” Nº 20 y “Rio Loa” Nº 111 respectivamente) a comunidades de distintos pueblos del interior de Calama que habían quedado incomunicados.

La obtención de los recursos fue organizada por el Gran Delegado Jurisdiccional, Juan Balart Vasconcellos, y fueron aportados por todas las logias de la región y en primera instancia estaban destinados a apoyar a masones que hubiesen sido damnificados, y ante la ausencia de estos, se optó por ayudar a comunidades necesitadas.

A continuación compartimos transcrita la nota publicada por el diario El Mercurio de Calama, el día 19 de febrero, o la puede leer directamente del diario en el siguiente link:  Pueblos quedaron conectados con mejoras a sus radiocomunicaciones

 

Pueblos quedaron conectados con mejoras a sus radiocomunicaciones

 

PROVINCIA. Tres son los lugares beneficiados con la reparación total de sus estaciones de radio y dos con mantención y fortalecimiento de su uso.

Camar, Talabre, Caspana, Toconao y Ayquina son los pueblos del interior de Calama que se vieron beneficiados con la intervención del equipo de Radio Aficionados, permitiendo que en el caso de los tres primeros se hiciera una reparación total de sus estaciones y en los dos últimos una mantención y el incentivo a utilizar el equipamiento disponible.

Este trabajo surgió luego de la preocupación de saber en qué condiciones se encontraban los pobladores de estos lugares tras las intensas lluvias que afectaron a la provincia y en coordinación con la gobernación de El Loa, los centros culturales Río Loa y Liga Protectora de Estudiante donaron los recursos necesarios para la compra de materiales.

Siempre comunicados

"Cuando existen este tipo de emergencias, generalmente las comunicaciones son las primeras en ser evaluadas y en estos poblados sólo teníamos información gracias a personas que trabajan en ellos o de sus dirigentes, pero siempre dependiendo de la conectividad de los teléfonos móviles. Por eso, cuando vimos la posibilidad de recuperar las estaciones no lo pensamos dos veces y generamos los contactos necesarios", comentó la gobernadora de El Loa, María Bernarda Jopia.

Gracias al aporte se pudieron adquirir baterías, reguladores de voltajes, conectores y paneles solares, entre otros materiales, los que fueron distribuidos según la necesidad, "permitiendo que estos cinco poblados quedaran conectados y con ello todo el interior de Calama cuenta con estaciones que permiten tener una comunicación eficiente, especialmente en tiempos de emergencia", enfatizó la gobernadora.

En el caso de Caspana, que fue uno de los pueblos que se debió intervenir, el radioaficionado Cristián Cortés comentó que "tenían un equipo de radio, pero no contaban con la alimentación, entonces cuando los colegas visitaron el poblado llevaron en primera instancia una batería, porque era lo que se suponía fallaba, pero se encontraron con que no tenían cómo cargarla".

"Volvieron a Calama y por parte de la gobernación se hizo la gestión para la compra de un panel solar, que es el elemento principal que se está usando para cargar la batería de la estación que está en Caspana", agregó.

Con esta adquisición, más la batería, "esa estación tendrá vida útil por varios años, porque el panel solar funciona gracias a una energía que tenemos todo el año y de manera gratuita, ayudándonos bastante en la alimentación de los equipos", detalló Cortés.

Jopia agradeció a cada una de las partes por la disposición de entregar recursos, trabajo y conocimientos para que las personas de estos poblados puedan estar comunicadas.