165 años tiene el diploma que le fue entregado al fundador de la Gran Logia de Chile por el Gran Oriente de Francia. 

Un diploma encuadrado que le fue entregado a Manuel de Lima y Solá el año 1854 por el Gran Oriente de Francia y un reloj con símbolos masónicos de la prestigiosa marca Suiza Longines, son las importantes donaciones que recibió el Museo Masónico de la Gran Logia de Chile.

El diploma, que fue cedido por Marcelo Bohm Krausz, perteneció a su familia por generaciones, hasta que su padre, Gunter Bohm - autor del libro “Manuel de Lima y Solá, Fundador de la Masonería en Chile”- se lo entregó para continuar con el legado.

Bohm Krausz, expresó que “Yo recibí el diploma de mi padre, y como es un documento patrimonial, no dudé en realizar la donación a la Gran Logia de Chile para que fuera exhibido en el Museo Masónico, es motivo de orgullo haberlo hecho, ya que el valor del documento es incalculable, porque es una de las tres copias originales, que serán un aporte para el museo y la historia”.

El Gran Bibliotecario y Archivero, Antonio Ordoñez, junto con agradecer las dádivas indicó que “sin lugar a dudas, las donaciones que hemos recibido serán un valioso aporte para nuestra colección, que se enriquece con estos objetos que tienen un alto valor patrimonial y que podrán ser disfrutados por muchas personas que visitan el Museo Masónico en la Gran Logia de Chile o en el Museo Itinerante, que transita por distintas ciudades del país”. 

El Reloj masónico, en tanto, corresponde a una donación realizada por Enrique Bayta Rosende, para que sea exhibido en el Museo, por ser un objeto que muestra un diseño inédito de la marca de relojes Longines que data de 1832.

La autoridad masónica aprovecho de invitar a quienes tengan objetos y/o documentos patrimoniales masónicos, a acercarse  al museo para poder agregarlo a la colección y que sean apreciados por los cientos de visitantes que recibe la galería.

Cabe señalar que el Museo Masónico permanecerá abierto durante todo febrero, con la colección habitual, y que su muestra Itinerante, está en el Centro Cultural de San Antonio hasta el 1 de febrero y estará en el Museo Histórico del mismo puerto desde el 2 hasta el 8 del mismo mes.