Para informar sobre las consecuencias del terremoto que afectó a la región de Coquimbo, entre otros temas de interés institucional, el Gran Delegado Jurisdiccional de la Serena, Mario Bonilla Ramírez, se reunió con el Gran Maestro, Sebastián Jans Pérez.

Bonilla Ramírez, agradeció la preocupación e  indicó que  las casas masónicas de la región sólo tuvieron daños menores y que no hay antecedentes de miembros de las logias afectados por el sismo.

En cuanto a lo institucional, el Gran Delegado presentó un completo informe de las actividades realizadas en la jurisdicción, cumpliendo con los objetivos y tareas encomendadas, entre  las que destaca la entrega  del material didáctico “Cantando Aprendo a Hablar” a escuelas y jardines infantiles de la zona.