Noticias

En el Salón de Honor del ex Congreso Nacional el Gran Maestro, Sebastian Jans Pérez, entregó un reconocimiento a Amnistía Internacional, representada por la Directora suplente de la Junta Directiva, Sofía Lanyon Pereira, por la promoción y defensa de los Derechos Humanos, no solo en Chile, sino que en todos los países del mundo.

Con un solemne acto republicano, la Gran Logia de Chile, conmemoró los 70 años desde la promulgación de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, que fuera proclamada por la Asamblea General de las Naciones Unidas en París, el 10 de diciembre de 1948 como un ideal común para todos los pueblos y naciones.

En su discurso, el líder de la masonería chilena, realizó un detallado recorrido histórico desde la promulgación del documento, enalteciendo la importancia de que aquella declaración septuagenaria debe ser “la referencia fundante de toda concepción del derecho y de toda concepción ética en la convivencia, basada en una perspectiva de Humanidad, donde debe respetarse el derecho individual y colectivo a la vida con dignidad por el solo hecho de ser una persona”.

 Jans Pérez agregó que “desde este lugar, que tan simbólicamente representa la república, y en conmemoración y celebración de tan importante hito para la Humanidad, manifestamos nuestro compromiso como chilenos, de trabajar en todo lugar en que nos corresponda actuar, a través de la reflexión y la acción, para profundizar los efectos benéficos de la Declaración Universal de los Derechos Humanos, para que siga irradiando su luz bienhechora sobre las conciencias de hombres y mujeres, en bien de la condición humana y de todo principio y práctica de Humanidad”

En tanto, el Presidente del Senado, Carlos Montes Cisternas, manifestó la importancia de la actividad indicando que “me parece muy importante que se haya elegido este lugar, es bueno que la masonería se sienta vinculada a esta institución y todo eso se ve reflejado en la potencia y profundidad del discurso del Gran Maestro”.

La presidenta de la Cámara de Diputados, Maya Fernández Allende, centro su discurso en las libertades civiles, el respeto por la vida y dignidad de las personas, recalcando la importancia de la constitución de 1925, ya que con ella se logró consolidar la libertad de pensamiento, de conciencia y de religión.

También recordó que un masón, su abuelo, Salvador Allende Gossens, fue el último Presidente de la República que salió desde ese lugar cuando asumió el cargo en 1970.

La parlamentaria agregó que “la masonería, que centra su actividad en las personas y su dignidad, se ha sumado a la celebración por la Declaración Universal de los Derechos Humanos que tiene lugar en todo el mundo y en nuestro país en distintos puntos, es por eso que quiero agradecer como parlamentaria que se haya elegido el congreso, la casa de la democracia”

El Gran Secretario General de la Gran Logia de Chile, Rodrigo Salinas Ríos, fue el encargado de fundamentar en reconocimiento a Amnistía Internacional, por la constante promoción y defensa de los Derechos Humanos, argumentando que “el trabajo tesonero de sus miembros le ha significado, en su historia, numerosos reconocimientos. El más importante de ellos, quizás, el Premio Nobel de la Paz, entregado a Amnistía Internacional el año 1977, cuando recién llevaba once años desde su creación. A esa larga lista queremos agregar, en esta especial ocasión, en que la Masonería chilena celebra el septuagésimo aniversario de la Declaración Universal de los derechos Humanos, un reconocimiento de la Gran Logia de Chile, Dedicado, con admiración, a una organización no-gubernamental, libre de influencias sectarias, que en su actuar encarna aquellos valores que los masones tenemos en la más alta estima, como son la libertad, la igualdad, la fraternidad y la justicia”

El multitudinario acto contó con la importante presencia de las máximas autoridades del poder legislativo, parlamentarios de diversas coaliciones políticas, autoridades de gobierno, representantes de las Fuerzas Armadas; de la Policía de Investigaciones; de la Gran Logia Femenina; de la Asociación de Mujeres Laicas; de Amnistía Internacional, entre otros representantes de instituciones republicanas.